Sucesiones

Fallecimiento de Seres Queridos

Si bien es cierto, la partida de un ser querido nos causa dolor, no debemos dejar de lado, el trámite legal que debemos gestionar cuando existen bienes que deben liquidarse entre herederos, es por ello, que nos parece importante dar una breve guía de cómo debemos enfrentar legalmente una situación de pérdida.

Sucesión Legítima y Sucesión Testamentaria

Nuestro Código Civil es la normativa que contempla las disposiciones sobre sucesiones, en ese sentido, tenemos la SUCESIÓN LÉGITIMA, que es aquella sucesión en la que la persona fallecida muere sin disponer de sus bienes mediante la figura del testamento, por lo que, en ausencia de testamento, la ley, expresamente indica una lista taxativa excluyentes entre sí de los llamados a heredar en forma legítima. Por su parte la SUCESIÓN TESTAMENTARIA es aquella mediante la cual la persona previa a su fallecimiento dispone mediante testamento la persona o las personas físicas o jurídicas elegidas como herederos de su patrimonio.

En ambos casos, se requiere necesariamente la asesoría legal para la tramitación del PROCESO SUCESORIO, sea este en vía civil ante un Juez o ante un Notario, según el caso en particular.

Proceso sucesorio, breve aspecto legal a tomar en cuenta

El objetivo del Proceso Sucesorio en cualquier instancia, es proceder, una vez comprobado el fallecimiento, con la apertura del proceso sucesorio, que trae como consecuencia el nombramiento del albacea, persona encargada de administrar los bienes del causante hasta su distribución final y es el representante legal de la sucesión tanto en juicio como fuera de él. Importante mencionar que el albacea tiene facultades inclusive entre otras para presentar la declaración de valor de los bienes del causante ante la Municipalidad. De igual forma, se ordena publicar un edicto en el periódico oficial La Gaceta, mediante el cual, se comunica sobre el fallecimiento y se insta a todas las personas que creen tener derechos a apersonarse al proceso, entre otras etapas procesales.

En general, el proceso sucesorio se inicia para asegurar una transición ordenada y legal de los bienes de una persona fallecida a sus herederos. Es recomendable buscar asesoramiento legal para garantizar que se sigan todos los procedimientos adecuados y se cumplan las obligaciones legales correspondientes en cada caso específico.

En Segura Quirós Abogados le apoyamos en la gestión de procesos de sucesión, llámenos al 2228-2525 o envíenos un mensaje aquí.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *